Receta de boquerones en vinagre
Aperitivos,  Entrantes,  Entrantes y aperitivos,  Pescados y mariscos,  Recetas a mano

Boquerones en vinagre

Los boquerones en vinagre son un entrante o aperitivo delicioso muy conocido en nuestra gastronomía, con una sencilla preparación.

Para hacer esta receta de boquerones en vinagre se necesitan pocos ingredientes y un poco de paciencia ya que tenemos que tener en cuenta el tiempo de congelación de los boquerones para evitar el Anisakis.

 

A este pescado se le puede llamar, boquerón, bocarte o anchoa depende de la zona donde se consuma. Según la RAE, la denominación correcta es: «Pez teleósteo, fisóstomo, parecido a la sardina pero más pequeño, que abunda en el Mediterráneo y parte del Océano Atlántico, con el cual se preparan las anchoas». El boquerón es un pescado con alto contenido en ácidos grasos Omega 3. A la hora de comprarlos tenemos que fijarnos que su piel sea brillante y que tenga la carne firme y sus ojos claros y limpios. Hacer boquerones en vinagre es sencillo y el resultado es muy bueno. Aquí en Asturias se suelen comer como tapa, acompañados de unas aceitunas y una botella de sidra. También como veis en la foto, sobre unas fresas, es una combinación riquísima.

 

Ingredientes:

  • 1 kg de boquerones
  • 600 gr de vinagre de vino blanco
  • 400 gr de agua fría (para la salmuera)
  • 1 cucharada sopera de sal
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Ajo
  • Perejil

 

Preparación:

  • Primero, según traemos los boquerones de la pescadería y sin limpiar, los congelamos en un tupper o en una bolsa de congelar, pero envueltos primero con papel film. Los tendremos un mínimo de 48 horas.
  • Pasado este tiempo, los dejamos descongelar dentro de la nevera.
  • Una vez descongelados ya pasamos a limpiarlos. Para ello, quitamos la cabeza del cuerpo y con el dedo separamos los lomos para quitarles las tripas y la espina central. Los lavamos con abundante agua fría debajo del grifo y los vamos pasando a una fuente con abundantes hielos. Los cubrimos de agua fría y los dejamos así unas 2 horas.
  • Pasado el tiempo, escurrimos los boquerones y con cuidado los pasamos a un tupper bien estirados. Diluimos la sal en el agua y se lo añadimos al tupper junto con el vinagre. Tapamos y metemos a la nevera de 6 a 8 horas.
  • Después, los escurrimos y enjuagamos bien con agua. Los dejamos escurrir nuevamente y los secamos con papel absorbente.
  • Ahora, picamos muy menudito el ajo y el perejil. Echamos aceite en el recipiente en el que los vayamos a guardar y los vamos colocando ordenadamente, echando siempre entre capa y capa aceite y ajo con perejil. Hacemos esto hasta acabar con todos los boquerones.
  • Por último, los llevamos a la nevera un mínimo de 2 horas. Después ya solo nos queda sacarlos y dejarlos atemperar un poco y ya los tenemos listos para consumir.

 

 

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *