Receta de carne guisada a la jardinera
Carnes y aves

Carne guisada a la jardinera

La carne guisada a la jardinera es un plato tradicional de nuestro recetario. Es de esas recetas que seguramente os transportarán a la infancia.

Esta carne guisada a la jardinera la podemos hacer tanto a fuego lento como en olla rápida. Aunque si tenéis tiempo yo os recomiendo hacerla lentamente.

 

Este guiso siempre que lo hago me lleva a mi infancia a cuando mi madre la preparaba. Recuerdo que yo siempre separaba los guisantes y los champiñones, quedándome solo con la carne y las patatas. Ahora pienso ¡Qué tonta! ¡Cuanto me perdía con lo rico que está!. Yo suelo hacer la carne guisada a la jardinera a fuego lento pero podéis usar la olla exprés si queréis acortar su preparación. Este guiso aguanta muy bien en la nevera dos o tres días, por lo que podéis prepararlo con antelación. Se puede acompañar de arroz,patatas o ensalada, convirtiéndolo en un plato único. ¡Espero que os guste tanto como a mi!

 

Ingredientes:

  • 1 kg de carne de guisar de ternera
  • 1 cebolla
  • 1/2 pimiento rojo
  • 1/2 pimiento verde
  • 1 zanahoria
  • 1 bote de guisantes pequeño
  • 1 bote de champiñones pequeño
  • Una cucharada de salsa de tomate
  • 1 diente de ajo
  • Una rama de perejil
  • Un chorro de coñac (opcional)
  • 1/2 vaso de vino blanco
  • Una cucharadita de pimentón
  • Pimienta molida
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Agua o caldo de carne

 

Preparación:

  • Primero, ponemos una cacerola al fuego con aceite. Cuando este caliente salpimentamos la carne y la doramos a fuego fuerte para que se dore rápido y no pierda demasiada agua pues si no nos quedará dura. Lo hacemos por tandas y la vamos reservando en una fuente.
  • Una vez rehogada toda la carne echamos la cebolla, los pimientos picados y la zanahoria en rodajas a la misma cazuela y el mismo aceite en el que hemos dorado la carne. Si es necesario echamos un poco más de aceite. Dejamos que se pochen las verduras a poco a fuego medio y cuando estén blanditas añadimos la carne reservada.
  • Echamos la salsa de tomate y el pimentón. Machacamos el ajo con el perejil en el mortero y desleímos con un chorro de coñac y con el vino blanco y lo echamos al guiso. Ponemos también un poco de agua.
  • Lo removemos, dejamos que rompa a hervir, tapamos y dejamos cocer lentamente durante unos tres cuartos de hora.
  • Pasado el tiempo añadimos los guisantes y los champiñones. Lo seguimos cociendo hasta que la carne este tierna y rectificamos de sal si fuera necesario.
  • Se puede servir acompañada de unas patatas fritas y una rica ensalada.

 

Quizás también te interese:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *