Receta de garbanzos con bacalao
Legumbres y guisos,  Pescados y mariscos,  Recetas a mano

Garbanzos con bacalao

Los garbanzos con bacalao son un plato tradicional en la Cuaresma y Semana Santa. Esta es una de esas recetas que se pasa de generación en generación.

Es un plato sencillo y único que lleva legumbre, verduras y pescado. Aunque los garbanzos con bacalao son típicos de Semana Santa, se comen todo el año porque tiene muchos nutrientes y están buenísimos.

Los garbanzos con bacalao cada casa se hacen de una manera distinta. Hay quién reboza el bacalao, quién le añade huevo, otros cambian las espinacas por acelgas… En definitiva, cada uno le da su toque personal según sus gustos o costumbres. Esta es una receta muy reconfortante para los días de frío por lo que se suele preparar también en invierno. A mi me parecen una delicia que no debéis de perderos. ¡Animaros a hacerla!

Ingredientes:

  • 350 gr de garbanzos
  • 300 gr de espinacas frescas
  • 400 gr de bacalao ya desalado (podemos usar migas o tacos)
  • 1/4 de pimiento rojo o verde
  • 1 tomate mediano
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharada de pimentón
  • Caldo de pescado o agua
  • 4 huevos
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva

Preparación:

  • Primpero, ponemos los garbanzos a remojo la noche anterior en agua caliente.
  • Al día siguiente, escurrimos los garbanzos y los ponemos en una olla a presión cubiertos de caldo o agua caliente. Añadimos un poco de sal, un chorro de aceite de oliva y lo dejamos cocer durante veinte minutos aproximadamente (si los hacemos en una olla tradicional tardarán algo más de una hora).
  • Ahora, lavamos y escurrimos las espinacas y las reservamos. Cortamos el bacalao en trozos pequeños y también lo reservamos. Picamos finita la cebolla, el ajo, el puerro y el pimiento.
  • Ponemos una sartén al fuego con aceite. Cuando esté caliente añadimos la cebolla, el ajo, el puerro  y el pimiento. Añadimos un poco de sal y pimienta negra y dejamos que se cocine todo a fuego medio para que se poche.
  • Cuando se hayan ablandado las verduras, rallamos el tomate y se lo añadimos a la sartén. Dejamos pochar un poco más todo junto.
  • Pasados unos minutos, echamos una cucharadita de pimentón y un poco de caldo y dejamos cocer durante unos 15 minutos a fuego bajo.
  • Pasamos el contenido de la sartén por un pasapuré y se lo añadimos a la olla de los garbanzos. Echamos también las espinacas y el bacalao. Dejamos cocer todo junto hasta que comience a hervir. En ese momento, rectificamos de sal si fuera necesario y apagamos el fuego.
  • Por último, lo servimos con unos trozos de huevo cocido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *